Política de Cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

OK | Más información

F9T - Web oficial de Fernando Torres F9T - Web oficial de Fernando Torres

F9T - Web oficial de Fernando Torres F9T - Web oficial de Fernando Torres

Hacer Slide a los lados para ver las noticias

El Chelsea se aferra al liderato con una victoria en el tiempo añadido (1-0)

Una inusual soleada tarde en Londres acabó con fiesta grande en Stamford Bridge. Cuando el ocaso del Chelsea-Everton comenzaba a caer sobre el feudo de Fulham Road,

22-02-2014

Una inusual soleada tarde en Londres acabó con fiesta grande en Stamford Bridge. Cuando el ocaso del Chelsea-Everton comenzaba a caer sobre el feudo de Fulham Road, John Terry consiguió reventar un empate inicial que la férrea escuadra de Roberto Martínez logró prorrogar hasta el tiempo añadido. Los locales lograron de esta guisa tres puntos de máxima importancia para la pelea por el título frente a un rival complicado que demostró sus credenciales en el estadio londinense, que sigue siendo un fortín casi inexpugnable. El gol fue lo más destacable de un choque en el que ambos rivales se repartieron a medias los tiempos y las ocasiones, a excepción del tramo final, que fue un asedio en exclusiva del Chelsea. El empuje azul no bajó los brazos hasta que de una jugada a balón parado nació un gol que garantiza al Chelsea como líder en la presente jornada. -Así va la Premier-

Fernando Torres entró en la partida cuando corría el 61’, con el 0-0 en el marcador y sustituyendo a Willian para situarse como referencia en la delantera junto a Samuel Eto’o, que se escoró al carril. En los 29 minutos se pudo ver a un Torres comprometido al máximo con la causa, ofreciendo el máximo en cada desmarque, peleando cada balón, presionando a la defensa en busca de un error forzado que pudiera derivar en una oportunidad de gol. A falta de ocasiones en el área probó sin suerte el disparo desde fuera de la zona.

- De tú a tú


Mourinho confió su once titular a Cech; Ivanovic, Cahill, Terry, Azpilicueta; Lampard, Matic; Willian, Oscar, Hazard y Eto’o. De salida el Chelsea se apropió del balón y, con él, del bastón de mando del partido. Incluso llegó a probar bien pronto los reflejos de Howard, cuando Willian progresó desde la izquierda recortando la frontal y soltó un derechazo a puerta. El Everton se limitó a compactarse en defensa, manteniendo a los ‘blues’ lejos del área, si bien no renunciaron al ataque con mucho sentido y velocidad. Así llegó el peligro visitante a la zona de Cech, primero con un centro peligroso al área de Baines que Azpilicueta despejó con la espuela y después con un derechazo de Osman interceptado por el guardameta checo. Mirallas también optó al gol con un disparo en la zona desviado a córner. Eran los primeros avisos de un Everton que demostró ambición y potencial para crear muchos problemas

Avanzó sus líneas la escuadra e Roberto Martínez, atrevida y sin complejos, mientras el Chelsea cedía la posesión y pasaba al ‘modo presión’ para recuperar el control del partido. Eran minutos de incertidumbre en la grada y en el césped. La sala de máquinas con Matic y Lampard comenzó a restar posesión y así comenzó a resurgir el conjunto de Mourinho, que buscó puerta con disparos de Ivanovic y Azpìlicueta. La más clara llegó en el 36 mediante una jugada y remate de Samuel Eto’o. El camerunés se revolvió en el área logrando sacar un zurdazo interceptado por Tim Howard El Chelsea quería marcharse al descanso con ventaja y Willian buscó con su diestra desde la izquierda el primer palo, resultando su disparo desviado a córner.

- Asedio final con fruto

Tras el descanso el Chelsea regresó de vestuarios con novedades. Ramires entró por Oscar variando la nómina en la línea de tres por detrás de Eto’o. El conjunto de Mourinho salió decidido a hacerse con los tres puntos y Lampard anduvo cerca de romper el empate inicial con un doble remate derecha-zurda que se topó con Howard y Distin. El Everton se vio sorprendido por el empuje local y logró solucionar los problemas defensivos antes de que la sangre llegara al río. Los de azul levantaron el pie y de nuevo el rival se vino arriba con una acción de Mirallas, cuyo disparo bien ajustado al palo derecho de Cech no logró sorprender al guardameta que tenía bien cubierta la madera. En la puerta contraria el inquilino bajo palos respondió con una doble parada a disparos de Hazard e Ivanovic, sacando ambos con mérito.

Llegó el segundo cambio del Chelsea con la incorporación de Fernando Torres por Willian. El movimiento de piezas desplazó a Etoó a la banda dejando al ‘9’ en punta de lanza. Ovacionado por el público Fernando se lanzó a la tarea buscando el balón con insistencia por todo el frente de ataque, así como presionando la salida del balón. En estas Mourinho gastó su última bala con la incorporación de Schürrle por Eto’o, reequilibrando el esquema con todos los hombres en su posición natural. El Chelsea ganó cuota de posesión y presencia aunque las ocasiones no se prodigaban con la frecuencia necesaria para pensar en un inminente cambio en el marcador. A falta de ocasiones Torres probó suerte con dos disparos desde fuera del área. Schürrle probó con una volea de difícil ejecución a centro de Ivanovic, también sin suerte, al igual que Ramires con su derechazo ajustado al palo izquierdo.

Eran minutos de monólogo azul, asedio sin tregua que obtuvo la recompensa merecida en jugada a balón parado cuando el cronómetro ya marcaba tiempo extra. Ramires forzó en la banda izquierda una falta con tarjeta amarilla a Jagielka. El saque correspondiente sobrevoló con destino a las torres azules: Ivanovic peinó y Terry entró con todo para empujar a las redes tras adelantarse a la defensa. Un gol soberbio del capitán que se tradujo en tres puntos.


- Ficha del partido:

Chelsea: Cech; Ivanovic, Cahill, Terry, Azpilicueta; Lampard, Matic; Willian (Torres 61’), Oscar (Ramires 46’), Hazard, Eto’o (Schürrle ).

Everton: Howard; Coleman, Jagielka, Distin, Baines; McCarthy, Barry; Mirallas (Deulofeu 75’), Osman (Barkley 63’), Pienaar (McGeaddy 79’); Traore.

Tarjetas amarillas: Oscar 9’, Barry 81’, Jagielka 91’.

Goles:

1-0 (90+3’) Terry remata un balón peinado por Ivanovic tras saque de falta de Lampard.